Etiquetas

, , , , ,

Yo no soy politólogo, pero viendo cómo se ha desarrollado la campaña parece evidente que Arsenio García es el rival a batir. Ahora mismo lo veo más cerca de la mayoría absoluta que de los 8 concejales.

El PSOE ha perdido el rumbo con las firmas apoyando la gestión cultural de Victorina Alonso en la recta final de campaña (en Astorga somos tan raros que preferimos políticos dedicados a crear trabajo antes que políticos que nos traigan todos los años a Marifé Santiago). Tampoco ha ayudado la carta abierta de Giovanni Papi culpando a la Junta de la falta de un Parque Comarcal de Bomberos, que es competencia de la Diputación.

En el PAL se intuye un final de ciclo, aunque Peyuca es insustituible, y se irá cuando quiera. El día que lo haga, PAL será un recuerdo en la ciudad.

IU ha hecho una campaña muy aceptable, continuación del buen trabajo de los últimos años. Estarán en el Ayuntamiento tanto tiempo como sean capaces de mantener una organización viva en la ciudad.

Habrá que ver qué depara el futuro para UPL y CRA. Obtener o no representación en esta legislatura puede ser clave, más para UPL que para CRA, que cuenta con un proyecto a medio plazo en el que el resultado en Astorga es secundario por ahora.

Ciudadanos es una incógnita. Pueden bajar en las encuestas tan rápido como han subido, y en Astorga no han mostrado ganas de cambiar nada.

Democracia Regionalista es un partido de un solo hombre, como el PAL, y su destino dependerá de las fuerzas que tenga Tomás Arconada para continuar con esta aventura.

En cualquier caso, estas son mis impresiones de la campaña. Habrá que ver qué sucede el domingo, ahí se decide todo.

Anuncios